domingo, 3 de mayo de 2015

Fantasía, dragones y una corte medieval. "Seraphina" Reseña


Título: Seraphina
Autor: Rachel Hartman
Editorial: Nocturna
Páginas: 545
Lo pueden adquirir en Bookdepository o por Amazon

SinopsisTodo el mundo sabe que cualquier dragón que se precie puede aspirar a ser un buen político, profesor o matemático; no como esos absurdos humanos, que prestan tanta atención a sus emociones que acaban olvidando cómo pensar...
En un reino mágico y sombrío en el que humanos y dragones conviven con una paz inestable, Seraphina es una música joven y talentosa (pese a ser humana) que acaba de entrar en el coro de la corte. Allí, las intrigas políticas son el pan de cada día. Poco después de su llegada, una noticia atraviesa los muros de palacio: un miembro de la familia real ha sido asesinado. Inmediatamente, los cimientos de esa fachada de paz se resquebrajan.
Para investigar el crimen, Seraphina se alía con el perspicaz Lucian Kiggs, capitán de la guardia real. Pero todo el mundo tiene secretos, y ella no es una excepción: lo que oculta haría que la condenaran a muerte.
En una carrera a contrarreloj, Kiggs y Seraphina intentarán destramar una telaraña de mentiras, a cual más turbia, mientras ella hace todo lo posible para que las suyas no salgan a la luz.

Reseña

Como algunos saben soy fan de la fantasía y que entre mis criaturas favoritas se encuentran los dragones, así que a este libro le tenía muchísimas ganas desde hace tiempo (gracias Iris por este pequeño, sigue haciendo más sorteos xD). Cabe mencionar que los de Nocturna se lucieron con la edición, la portada es hermosa, con solapas y relieves en oro, eso sin mencionar que cada inicio de capítulo viene una tipografía de dragón muy coqueta.

Comencemos hablando del entorno en el que se desarrolla la historia, un mundo medieval donde los dragones y humanos han vivido en conflicto durante mucho tiempo. Las cruentas guerras, los incendios y ciudades destrozadas son algo que no pueden permitirse los humanos a menos que quieran desaparecer; por ello la reina Lavonda decide pactar una tregua con la dragonidad. Cuarenta años han pasado desde el Tratado, los dragones adoptaron forma humana y se incorporaron a la Corte y a la ciudad. Pero el odio entre humanos y dragones sigue latente y en las vísperas del cuarenta aniversario del Tratado un evento conmociona al reino. El hijo de la reina Lavonda ha sido asesinado y decapitado, apuntando directamente como culpables a los dragones. Desatando un caos en el reino, pequeñas facciones de resistencia ven esto como la excusa perfecta para romper el trato con los dragones.

Seraphina Dombegh la protagonista es una joven de gran talento musical, tanto que ha llegado a convertirse en la ayudante del compositor de la corte Viridius. Ella se esmera por pasar desapercibida, suele ser muy hermética y antisocial debido a una condición de nacimiento. Un oscuro secreto que si se descubre se convertiría en una paria entre los humanos y dragones. Seraphina es mitad dragón, lleva en un brazo y en la cintura la prueba de sus orígenes. Su padre la ha repudia desde su nacimiento, comportamiento que ha hecho mella en su autoestima. Sin embargo al entrar al palacio su anonimato pasará al olvido, ya que sus conocimientos sobre dragones serán de gran ayuda para desvelar el verdadero autor del asesinato del príncipe Rufus. Además Phina descubrirá que tiene una habilidad peculiar y que tal vez no sea la única con un origen algo escamoso. 

Si agregamos un ambiente hostil, una religión obtusa que maligniza a los dragones, fanáticos antidragones y luchas por el poder. Seraphina no lo tendrá fácil, mucho menos cuando Lucian Kiggs capitán de la guardia solicita su ayuda, amenazando con descubrir su pasado y exponer su verdadera naturaleza.

Rachel Hartman no solo hace uso de los dragones para cautivar al lector, lo mantiene enganchado con una serie de intrigas políticas y misterio. La autora incluso se crea su propio vocabulario, algo que solo es posible cuando la trama es fuerte y tiene de donde sustentarse. Me agrada esa dualidad que tiene esa mujer para describir tanto de forma elegante los vistosos vestuarios o para dotar de vida las actuaciones musicales y luego cambiar a escenas bastante grotescas.

También está esa indiferencia con la que dotó a sus dragones y que descoloca al lector, pero no por ello los hace menos encantadores; por el contrario es esa característica lo que los hace creíbles. De hecho es lo que más me gustó del libro, la visión que tienen los dragones sobre el mundo, la importancia del conocimiento, su carencia de empatía, el estricto orden en el que viven. Es un contraste muy interesante, por un lado la espontaneidad y volatilidad de los sentimiento humanos y la fría lógica de los dragones. Son elementos que Rachel supo explotar deliciosamente.
Los dragones encontraban la condición humana confusa y, a menudo, apabullante. A lo largo de los años, desarrollaron estrategias para mantener la cabeza <<en ard>> cuando adoptan forma humana.  El ard es el concepto central de la filosofía dragoniana. La palabra significa tanto <<orden>> como <<corrección>>
Orma retiró una pila de libros de un taburete para que me sentase, pero él se aposentó directamente en otra pila. Nunca dejaba de divertirme esa costumbre suya. Los dragones ya no atesoraban el oro; las reformas de Comonot lo había declarado ilegal. Para Orma y su generación, el tesoro era el conocimiento.Como los dragones habían hecho a través de los tiempos, él lo acumulaba y después se sentaba encima.

Si bien no es un libro perfecto, porque a mi parecer le faltaron algunas cosas (entre ellas un mapa, hubiera sido útil para ubicar a Goredd y el resto de los reinos). Otro punto desfavorable es el inicio algo lento y muy confuso. Al ser narrado en primera persona tenemos esa limitante, Seraphina está tan desconcertada que transmite ese sentimiento al lector sobre todo cuando ocurren las escenas del jardín de los grotescos. Lo único que puedo decirles es que forma parte de su mente y que conforme avanza el libro toma algo de sentido. Algo que tampoco me gustó del todo fue el aspecto romántico de la historia, creo que  Rachel apresuró las cosas. Se puede ver esa camaradería, comprensión y tal vez algo de atracción pero no a tal grado para una relación tan intensa y prohibida.

Conclusión: Una historia de fantasía que desborda imaginación, la narrativa de Rachel los sumergirá de lleno en un mundo medieval, donde los dragones ya no surcan los cielos pero son unos maestros de la política. Mucho misterio, pequeñas dosis de drama y una protagonista con muchas agallas.

Calificación:


Historia: 4.5/5
Personajes: 4/5
Acción: 3/5
Drama: 4/5
Misterio: 4/5
Romance: 3/5

TOTAL: 4
Continúa con 

Espero disfrutaran mi mega reseña ;) 
Vamos comenten ¿les llamó la atención el libro?


4 comentarios:

  1. ufff que ganas le tengo a este libro, es tan hermosa la portada y la trama se escucha simplemente genial, además de Dragones politicos jajaja esa parte me encantó :D
    Saludos! n_n

    ResponderEliminar
  2. Me llego en Abril! Asi que espero leerlo pronto y que me guste, porque me llama mucho, sobre todo el tema de los Dragones.
    Un besazo!

    ResponderEliminar
  3. ¡Hola!l
    De momento, este libro espera pacientemente su turno en mi estantería.
    Muchas gracias por la reseña. Está genial.
    Nos leemos. =)

    ResponderEliminar
  4. ¡Hola!
    Buena entrada. Me gusta mucho tu blog ^^
    Ya te sigo, y te dejo mi blog para que te pases. Nos leemos ^^
    http://elrincondefantasiaypapel.blogspot.com.es/

    ResponderEliminar

Diseñado por Read a Book para La Bibloteca del Inframundo